Mostrando entradas con la etiqueta Vis a Vis. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Vis a Vis. Mostrar todas las entradas

martes, 7 de marzo de 2017

"Vis a Vis" entre Paula Echevarría y Najwa Nimri


Anoche se celebraron los premios Fotogramas de Plata 2016 conmemorando también su 67 Aniversario en la conocida sala Joy Slava de Madrid. Este tipo de eventos según se organicen pueden resultar un verdadero aburrimiento o un auténtico placer para los amantes del Cine, Teatro y series televisivas. Al menos, fue ameno.

Por lo que a mí respecta voy a recalcar los momentos que más me interesaron:

Un momento muy esperado fue el reencuentro de Carmen Maura con nuestro Director más internacional, Pedro Almodóvar, fue el Manchego quien le entregó el merecido galardón como homenaje por su larga y aguda trayectoria donde ambos se elogiaron mutuamente. Por todos es sabido las idas y venidas entre actriz y director, por ello, para los nostálgicos pudo ser un momento emotivo, incluso con esperanzas de poder volver a ver un tándem en la gran pantalla en un futuro incierto. Y para otros, podría saborearse una pantomima de cara al escaparate. Eso ya queda en la perspectiva de cada cual.

Siguiendo con los tintes Almodovarianos, también me gustaría señalar a Emma Suárez, premio a la mejor Actriz de cine por el último largometraje de “Pedrooooooooooooooo” titulado: “Julieta” y es que hay que reconocer que Emma estuvo muy a la altura en su papel de madre de corazón podrido de secretismos y tristeza.

La Actriz Aitana Sánchez-Gijón está de racha como ella misma reconoció y es que en los últimos tiempos, más adentrada en el teatro, ha dado lo mejor de sí con obras como “Medea” o “La Rosa Tatuada” fue por esta última por la que se llevó el galardón a la mejor Actriz de Teatro. Aitana lleva desde los años 80 encima de las tablas o delante de las cámaras. Como todos los grandes, a lo largo de su carrera, ha tenido sus momentos de gloria y también sus baches. De su extensa filmografía, no me dejó indiferente en su momento ni en “Volaverunt” ni en “La camarera del Titanic” ni en “Yerma” (aunque aquí resbaló el acento andaluz) o en “celos” sin embargo, pienso que es encima de las tablas donde encuentra su punto fuerte y álgido de transmisión o al menos así lo percibo yo.

“Vis a Vis” fue galardonada a la mejor serie española y es que, siendo totalmente objetiva ¿cuándo se ha visto una serie de esas características en nuestro país sin tufillo a "Resines" o "Médicos de familia"? Por mucho que quisieran compararla con “Orange in the New Black” solo había que ver ambas para darse cuenta de que conforme iban pasando los capítulos no tenían nada que ver. “Vis a Vis” no dejó indiferente a nadie, sobresalió por originalidad en guión, escenografía, efectos especiales, trama, intriga y un acertadísimo elenco (aunque para ser honesta, había alguna que otra actriz que directamente sobraba, no todo puede ser perfecto) tanto es así, que actualmente "Vis a Vis" está arrasando internacionalmente y más concretamente en México. Algo obvio es una parte fundamental y eje central en la serie, y es el personaje de “Zulema” papel encarnado por Najwa Nimri.
 
 
Y ahora llega el verdadero “Vis a Vis” y no precisamente para tener un encuentro en la cárcel. Y es que ha habido mucha controversia (no es para menos) por el premio a la mejor Actriz de TV elegida por los lectores que finalmente fue para Paula Echevarría, la cual compartía nominación con su compañera de serie en “Velvet” Cecilia Freire y la ya nombrada Najwa Nimri.  
 
 

Bien, esto es como una democracia ¿no? “el pueblo” decide, y como en la actual democracia, ya sabemos que a los españoles con eso de votar como que no tenemos mucho tino… bromas aparte, seamos un poco sensatos:

Paula Echevarría: esposa del triunfito David Bustamante, cantante e ídolo de miles de niñas/os, adolescentes y señoras. Contrariamente a lo que suele suceder, los/as fans del cantante no odian a Paula por “haberles robado a su fututo esposo” sino que la adoran, adoran la vida familiar que nos muestran por las redes sociales: que si sus viajes, que si sus fiestas, que si sus miles de besos de película, que si ahora mostramos a la niña dando sus primeros pasitos, luego en la función del cole, después en el conci de papi y claro "¡Ohhhhhh! ¡Qué bonito!" eso es precisamente lo que le gusta ver a la gente, un mundo ideal, la familia perfecta. (ojo, con esto no estoy juzgando lo que cada uno haga o deje de hacer en sus redes sociales).
Por otro lado, hay más condicionantes excluyentes a la serie o a las interpretaciones de Echevarría: que si pelo Pantenne, que si publicidad de miles de marcas por todas las revistas o spots habidos y por haber, que si un blog de moda donde todas quieren ser como ella, vestir como ella… en fin… Paula, con esa aparente dulzura y modales de niña buena se ganó a la gente hace ya mucho tiempo. (todo estupendo, no hay nada de malo en ello)

Ahora bien, quien entienda un mínimo, pero tan solo un mínimo de interpretación, sabrá lo que es la sobreactuación, la impasibilidad, el llorar y reír con la misma expresión o el actuar como si se tuviese horchata en la sangre.

Paula puede tener mucho talento en otros campos pero estar presente y ser galardonada en una gala delante de figuras como Concha Velasco (gran Actriz donde las haya) directamente me parece una falta de respeto a la interpretación.
Ya no es que estuviese nominada junto a tal o cual persona, es que directamente no es buena actriz, sus contratos no son por su talento interpretativo (y que me disculpen sus seguidores pero es que NO LO TIENE) sus contratos son porque saben que Paula vende:

Que si ahora se da un beso con Miguel Ángel Silvestre “¿se pondrá Bustamante celoso?” Y entramos en esa carnaza que tanto gusta.

En cambio, y repito, siendo objetiva, Najwa encarnada en Zulema, da miedo y a la vez te hace reír sin hacer comedia, consigue que empatices con el personaje pese a ser la misma hija de Satán (en este aspecto de villana adorada, me recuerda un poco a un sublime Antonio Banderas en “La piel que habito” incluso a Uma Thurman en "Kill Bill", que pese a acabar confesando que no mataba por venganza sino por placer siguió siendo "nuestra persona favorita aunque fuese una auténtica zorra" como bien le dijo "Bill" en las secuencias finales) a Najwa cuando llora te la crees, cuando va de mártir arrepentida te la crees, cuando le toca sacar toda su furia se le pone fuego en la mirada y te la crees, si le toca dar palizas o recibirlas como una verdadera reclusa te la crees, cuando se está muriendo, no ves a un personaje, ves a una persona que se está muriendo y cuando delira recitando a Lorca, consigue que llenes con tu mente esos “agujeros” que dejaba la serie: “¿Por qué Zulema es cómo es?” “¿Qué le ha hecho la vida para ser así?”
Eso es el Arte, creerte lo que te están contando y sobre todo cómo te lo están contando, no solo con palabras como si estuvieses leyendo la lista de la compra ¡coño, con TALENTO!

Está claro que aquí hay libertad de decisión, unos piensan una cosa, otros otra… a unos “Zulema” no les dirá nada y a otros “Ana” les pondrá el bello de punta mientras agacha la cabeza con ojitos de gato de Shrek (gesto que repite una y otra vez, una y otra vez, una y otra vez cual Eduardo Noriega y su levantamiento de ceja)

Vamos, que en definitiva, la gala estuvo bien, pero unir las palabras Paula Echevarría y mejor Actriz es como decir que Cristina Pedroche es una gran humorista...

Como diría la cantante italiana Mina, "Teatro, todo es puro Teatro" (y en este caso por desgracia no del que vibra)
 
 

domingo, 8 de mayo de 2016

"Najwa Nimri y los desahuciados"


Hubo un tiempo que nosotros, los que se enamoraron de “Nuria” en “Abre los ojos”, a los que  no nos hubiese importado dedicarle un cuento lleno de ventajas a “Elena” a través de la pantalla del ordenador en “Lucía y el sexo”, a los que podríamos estar uniendo nuestras vidas en “Los amantes del círculo polar” gracias a las casualidades junto a la vida de "Ana" o los que soñábamos con proteger a una perdida y autodestructiva “Leire” en “Piedras”.
 
 

Hubo un tiempo en el que nos sentíamos especiales cuando se hacían las típicas rondas de preguntas en cualquier antro de la ciudad entre cerveza negra y aires de superioridad.

-“A ver, actrices favoritas, soltad”

- “Mmm yo diría que Julia Roberts, es que esa sonrisa…”

- “Quizá Penélope Cruz aunque no sé si está más buena ella o la hermana”

- “La mía puede que sea la que hace de “Paz”, me parto la polla con ella en la serie “Aída””

- “Bueno… ¿y la tuya?”

- “Najwa Nimri”

- “¿cómo has dicho?”

- “Najwa Nimri, la que hacía de mala en “abre los ojos”…

- “Pfff Ni idea…”

- “Si hombre, la que junto a Carlos Jean tiene un grupo e hicieron la canción que suena de cabecera en el programa “versión Española”

- “Ni me suena… no sé ni de lo que me hablas”

- “Qué cosas más raritas te gustan… “

Y silenciabas soltando el humo de tu cigarro dejando estelas en forma de “o”, mirando de reojo hacia otro lado regodeándote porque solo algunos sabíamos apreciar el talento de la actriz de nombre impronunciable.

Varios “casis” en los Goya, varios “casis” en la música que sonaba en los afters montados en casa o en algún tugurio de “Chueca”, “Lavapiés” o “Malasaña”.
 
 

Los llamados “raritos” suspirábamos por aquella chica que en algunas entrevistas iba de “pasota” o de “malota” hablando sin parar con aires y vocabulario de “semi-Choni” salida de cualquier barrio poligonero de las afueras Madrileñas (era muy joven, todos tenemos un pasado y a ella se le perdonaba por el ingenio que demostraba en la pantalla y en los trabajos que reproducíamos en las entonces mini-cadenas).
En otras agachaba la mirada con una, no se sabe muy bien si real timidez o para disimular un poco lo que podía ser un día de resaca en las que no pronunciaba casi ni una sola palabra.

Y llegaban las mejores, cuando serena y mirando sin excentricidades ni vergüenzas dejaba entrever una descomunal inteligencia. Lo de la inteligencia ya lo había dejado claro basándonos en las inteligencias múltiples de Gardner pero con sus reflexiones y expresiones destapaba un cociente intelectual muy por encima de la media.  

Esa chica que según los absurdos cánones de belleza sería de lo más normal: quizá con 1,65 de estatura, sin silicona, sin labios voluptuosos ni peinados de dominatrix. Normalmente cuesta verla dejando marcar sus curvas con algún atuendo y es más común verla de cara lavada y es que, tal vez es ahí donde reside “la magia”.

Najwa es esa droga que con una personalidad arrolladora es capaz de enamorar a miles de mujeres y al que siempre perdió el trasero por mitos heterogéneos como puede ser Pamela Anderson y que por culpa de Nimri le crece el pantalón.

No necesita ningún tipo de Atrezzo, basta su mirada de raíces Jordanas, sus rasgos distintivos y su voz que, aunque impostada para sus personajes, cuando se deshace de su ya conocido susurro no deja de ser menos atrayente.

Y llegó la culminación de su carrera gracias a ese aparato que tenemos en casa que posee un poder brutal de seducción para el españolito de a pie pulsando un simple botón.
 
"Zulema" en la ya archiconocida serie de Antena 3 "Vis a Vis" es un papel hecho a su medida donde puede expresar y expandir lo que en otros personajes de la gran pantalla le reprimieron. De forma innata aunque por supuesto, también trabajada tiene el poder de dar miedo y a la vez ser adorada.
Hay una delgada línea entre la sana admiración y la temida obsesión y es que, es tal el fenómeno "talifán" que hay personas que me llegan a recordar a esa pobre mujer que cree formar parte del espectáculo en "Réquiem for a dream".

Y ahora los que nos sentíamos un poquito más especiales hemos dejado de serlo porque al fin todo el mundo ya conoce a la mujer de las mil caras que subida a un escenario te proporciona un colocón aunque solo bebas agua y provoca orgasmos con una sola mirada.
 
Y aquí una que se alegra de que Españistán ya sepa quién narices es NAJWA.